LA CHICA DE KNOXVILLE

17Oct10

Así se llama una vieja canción, “The Knoxville Girl”, en la que un hombre mata a una chica porque sabe que nunca será su mujer. Al parecer, se trata de una derivación de una balada irlandesa del siglo 19 conocida como The Wexford Girl, llevada por colonos irlandeses al sur de los Estados Unidos,  e inspirada a su vez en otra inglesa llamada The Oxford Girl, procedente de un poema anónimo basado en un hecho real, la tragedia de Berkshire, un asesinato cometido por un hombre al que llamaron “bloody” Miller.

Las versiones de esta canción han sido numerosas a lo largo del tiempo, siendo las más conocidas, y también las mejores, las realizadas por The Wilburn Brothers, The Louvin Brothers y también es magnífica la versión de Jeese & Jim. No coincide exactamente la letra en todas las versiones, alguna se alarga con versos que otros no incluyen, pero los hechos que relatan son idénticos.

La canción, dentro del estilo bluegrass tradicional, se canta en forma de confesión, narrando los hechos con tristeza, pero aparentemente, sin ningún intento de excusar el crimen cometido. La historia resumida, que se cuenta en la canción, es la siguiente:

El narrador conoce a una chica en Knoxville y pasa cada tarde de domingo en su casa. Un día, al anochecer, se encontraban paseando por las afueras de la ciudad. Durante ese paseo, comenzó a golpearla fuertemente con un palo que encontró en el suelo. Ella le ruega por su vida, le dice que no está preparada para morir: “Oh Willie dear don’t kill me here, I’m unprepared to die”, pero él hace caso omiso de sus súplicas, continúa la paliza aún más brutalmente, y no se detiene hasta que el suelo está inundado de su sangre. Arrojó su cadáver en el río que atraviesa Knoxville, y a continuación, vuelve a casa, esquivando las preguntas de su madre acerca de su ropa manchada, insistiendo en que ha tenido una hemorragia nasal. Después de pasar una noche infernal, quedó encerrado hasta ser condenado. Esa chica a quien mató, ya nunca sería su esposa y las últimas palabras antes de que la música se desvanezca son para asegurarnos de que realmente la amaba.

No se especifican los motivos que tuvo para cometer ese crimen, porque el diablo se esconde dentro de todos nosotros, pero el hecho de que ante la muerte inminente, la chica dice que no está “preparada para morir”, tal vez lo que nos sugiere es que no ha tenido todavía la oportunidad de hacer las paces con Dios por alguna falta grave reciente.

Una posible vía de comprensión, podríamos extraerla del verso inicial “…Knoxville a town we all know well”. Las conductas inmorales, para la gente del sur, no encajaban bien con su, digamos, fundamentalismo religioso.

Charlie Louvin, en una entrevista que le hizo Nathan Salsburg, de  Smoke Music Archive tiene su propio punto de vista sobre los motivos: Todavía hay idiotas por ahí que suelen decir ‘Si yo no puedo tenerte, entonces nadie podrá’, dice. Eso hace que se produzca un montón de asesinatos en este país, simplemente porque este hombre está enamorado de ella, y ella no está enamorada de él. Ella lo quiere como un amigo, pero no para casarse”. Esta explicación de Charlie tiene perfecto sentido. ¿No opináis lo mismo?

Charlie Louvin llegó a recordar que Knoxville Girl fue una de las canciones más populares y solicitadas de su repertorio diciendo que “descubrimos que a la gente le gustaba la canción, y si no la interpretabamos, alguien en la audiencia se enojaba, por lo que comenzamos a incluir siempre esa canción”.

A mi lo que realmente me llamó la atención es la historia que se cuenta en esta canción, y además, tuvo su éxito en el año 1959, llegando a los puestos 18 y 19 en las versiones de The Wilburn y The Louvin Brothers, respectivamente. Aquí inserto la de los últimos citados.

Knoxville Girl-Louvin Brothers

I met a little girl in Knoxville, a town we all know well,
And every Sunday evening, out in her home I’d dwell,
We went to take an evening walk about a mile from town,
I picked a stick up off the ground and knocked that fair girl down.

She fell down on her bended knees for mercy she did cry,
Oh Willy dear don’t kill me here, I’m unprepared to die,
She never spoke another word, I only beat her more,
Until the ground around me within her blood did flow.

I took her by her golden curls and I drug her round and around,
Throwing her into the river that flows through Knoxville town,
Go down, go down, you Knoxville girl with the dark and rolling eyes,
Go down, go down, you Knoxville girl, you can never be my bride.

I started back to Knoxville, got there about midnight,
My Mother she was worried and woke up in a fright,
Saying “Dear son, what have you done to bloody your clothes so?”
I told my anxious Mother, I was bleeding at my nose.

I called for me a candle to light myself to bed,
I called for me a hankerchief to bind my aching head,
Rolled and tumbled the whole night throught, as troubles was for me,
Like flames of hell around my bed and in my eyes could see.

They carried me down to Knoxville and put me in a cell,
My friends all tried to get me out but none could go my bail,
I’m here to waste my life away down in this dirty old jail,
Because I murdered that Knoxville girl, the girl I loved so well.



One Response to “LA CHICA DE KNOXVILLE”

  1. Hi

    The new Demo Cd from Sidewinder is on the website
    feel free to look and lilisten
    Greetings Wilma


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: